Calidad “Made in Germany”

Todas las alianzas de Staring son fabricadas en Alemania, país con los estándares de calidad más exigentes y que marca las tendencias mundiales en este sector.

  1. Gracias a su proceso de fabricación y a la alta dureza del metal, se consigue aumentar un 50% la resistencia de las alianzas, protegiéndolas de posibles rozaduras y golpes, manteniendo su forma original a lo largo del tiempo.
  2. El metal utilizado y el proceso de fabricación permiten la posibilidad de cambiar el tamaño de las alianzas, adaptándolas de esta forma a los posibles cambios que puedan surgir en el transcurso del tiempo e, incluso, facilitando su entrega a posteriores generaciones.
  3. Gracias a la calidad de los materiales empleados y a su proceso de producción, las alianzas se pueden pulir en el futuro sin pérdida de material, de forma que la apariencia de las alianzas se mantengan como el primer día.
  4. El metal empleado para sostener a los diamantes es de alta resistencia, garantizando que las piedras no “saltarán”.
  5. En el proceso de producción se eligen diamantes con un corte y un ángulo perfecto, logrando de esta forma un brillo y una claridad extrema.